Un campo más “libre”: eliminan trámites burocráticos que obstaculizaban las exportaciones

Durante su sorpresiva visita a la Expo Angus de Otoño realizada en la Rural de Palermo, el presidente Javier Milei dejó una promesa de gestión: “Que el campo sea totalmente libre”.

En ese sentido, la Secretaría de Bioeconomía de la Nación informó este lunes que se dispuso la modificación de la normativa que regula las exportaciones de granos, carnes y lácteos en Argentina, a la vez que se avanzó con  la simplificación del Registro Único de la Cadena Agroalimentaria (RUCA).

“Es una medida que busca potenciar la industria agropecuaria, liberar al sector de trabas innecesarias y fortalecer la inserción internacional del campo argentino”, expresó la dependencia que conduce Fernando Vilella en un comunicado.

Concretamente, lo hizo a través de la Resolución 32/2024 publicada en el Boletín Oficial, donde la administración nacional eliminó cinco requisitos en el registro a exportadores dentro del RUCA, que “funcionaban como una barrera injustificada al crecimiento del sector exportador”:

  1. Detalle de cuentas bancarias, movimientos bancarios de los últimos 6 meses y líneas de financiamiento.
  2. Plan de trabajo proyectado para el próximo año, con detalle de mercadería a exportar, volúmenes, proveedores y destinos.
  3. Detalle del personal en relación de dependencia y compañías aseguradoras de riesgo contratadas.
  4. Último estado contable certificado.
  5. Constancia de ingreso de divisas del último año.

EXPORTACIONES CON MENOS TRABAS

“De esta manera se impulsa el acceso a mercados internacionales para nuevos actores y se alinean las políticas de regulación con las necesidades actuales de los productores, exportadores e importadores, promoviendo un comercio exterior más eficiente y competitivo”, continuaron desde Bioeconomía.

En este marco, el Gobierno nacional dispuso también la modernización del RUCA, facilitando el proceso de registro para los operadores de los rubros de carnes, granos y lácteos, y eliminando por completo el registro para azucarero, frutihortícolas, lanero y yerbatero.

“El RUCA es un registro que incluye a todos los comerciantes agropecuarios de la cadena y actualmente contempla 108 actividades, cada una con una matrícula. Muchas de ellas fueron creadas en contextos económicos y productivos muy diferentes al actual y no responden a las necesidades presentes del sector”, justificó Bioeconomía.

Por eso, se eliminan 51 de las 108 actividades actuales, lo que supone una disminución del 47%. Esto abarca:

  • Granos: de 46 actividades, se eliminan 7.
  • Carnes: de 28 actividades, se eliminan 12.
  • Lácteos: de 13 actividades, se eliminan 11.
  • De Lanero (5), Yerbatero (10), Frutihortícola (1) y Azucarero (5), se eliminan la totalidad.

“Estas medidas se suman a una serie de iniciativas llevadas adelante por el Gobierno Nacional para simplificar la normativa, desburocratizar el sector, favorecer una competencia leal y aumentar las exportaciones, a la vez que se mejora la eficiencia en el uso de los recursos del Estado y se generan menores costos administrativos para el sector privado”, prosiguió Bioeconomía.

En tal sentido, enumeró la reducción en la cantidad de presentaciones anuales ante el Sistema Integral de Simplificación Agrícola (SISA), la eliminación del Fideicomiso del Trigo y de los Volúmenes de Equilibrio en Granos, la flexibilización de los horarios de faena, y la derogación del Sistema de Información de Precios Bovinos, entre otras.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *